25 | 05 | 2019

Diego fue detenido de forma arbitraria el 18 de julio de 2012 cuando salía de su trabajo en San Cristóbal de las Casas, Chiapas (México), le torturaron y posteriormente a su detención, le fabricaron una imputación de delito por homicidio. Diego ha estado secuestrado por el Estado durante más de 6 años a la espera de un juicio lleno de irregularidades jurídicas como la violación del derecho de presunción de inocencia, no contar con un intérprete en su legua tzeltal y otras faltas procesales.

Durante su encarcelamiento en la prisión CERSS 14 El Amate en Cintalapa se organizó junto a otros compañeros presos en Lucha, “La voz del Amate”, Adherentes a la 6ª Declaración de la Selva de Lacandona, para exigir la libertad de todxs. Además ha estado acompañado por el Grupo de Trabajo “No estamos todxs” y defendido por el Centro de derechos humanos FrayBa hasta conseguir su absolución. Por lo tanto, éste es un triunfo colectivo frente a la violencia institucionalizada.

El pasado 11 de marzo, Diego ha sido absuelto del delito fabricado en su contra y por fin, acabó su secuestro. Además de recuperar su libertad, Diego ha podido reencontrarse con su hijo de ahora 6 años y con su compañera. Nosotras no perdonamos al Estado ni a sus fuerzas de represión, ni tampoco olvidamos, es por ello que continuaremos en la lucha por la libertad de las y los demás compañeros presos en lucha.

En noviembre del año pasado, nos sumamos a la llamada internacional por la absolución de Diego y ha sido muy satisfactoria la respuesta de las Confederaciones, Sindicatos y Secciones de nuestra organización al implicarse en el envío de fotos exigiendo la libertad de Diego.

Compañerxs, éste es el camino de resistencia y rebeldía que debemos seguir hasta derribar los muros de las prisiones racistas, clasistas e injustas.

Secretariado Permanente de Comité Confederal

Fuente:

CGT - Confederal

Real time web analytics, Heat map tracking

Regeneración Radio

rompeviento

 

Esta web utiliza cookies. Si continuas navegando, estás aceptándolos.